Formatos de papel

El rectángulo

La forma rectangular es la adoptada desde siempre por los fabricantes de papel y por lo tanto es la forma que vamos a utilizar para realizar nuestros trabajos salvo excepciones en las que utilizaremos otras formas como pueden ser círculos o cualquier otra, estas otras formas se consiguen a partir de la hoja rectangular que se corta de la forma deseada lo que encarece el producto final; además la forma más manejable es sin duda la rectangular.

Teniendo en cuenta lo anterior es fácil comprender la importancia que puede tener conocer las proporciones que se presentan en los rectángulos (las relaciones entre sus lados) y las divisiones internas que nos van a marcar la distribución de los elementos de la página. Inicialmente es bueno realizar divisiones geométricas de la página que nos permitan generar, dentro de la página, proporciones y espacios armónicos. Aunque parezca algo del pasado, conocer las construcciones y principios geométricos nos permitirá entender los fundamentos de los formatos de papel actuales, así como poder realizar de forma sencilla composiciones de página elegantes y efectivas.

Históricamente los rectángulos se han dividido en rectángulos estáticos y dinámicos. Se dice que un rectángulo es estático cuando la relación entre sus lados es un número racional (es decir un número entero o fraccionario) o lo que es lo mismo, que existe una medida común que está contenida en ambos un número exacto de veces. Por otro lado se dice que un rectángulo es dinámico cuando la relación entre sus lados es un número irracional. Estos, los rectángulos dinámicos, han servido de base a los formatos de papel actuales; quizás porque la percepción de sus proporciones resulta más armónica al ojo humano.

De entre los rectángulos dinámicos podemos destacar el Rectángulo Áureo el cual cumple la regla de la proporción áurea, la cual ya era conocida y utilizada desde los tiempos más remotos (Egipcios y Griegos la utilizaron profusamente), cayendo después en el olvido hasta que el alemán Zeysing la revalorizó en 1850.

La Proporción Áurea o también conocida como Divina Proporción se puede definir de la siguiente forma: la parte mayor es la parte menor como el todo es la parte mayor. Aplicado a un rectángulo donde A es lado mayor y B el lado menor, matemáticamente se expresaría así:

aurea (letra Phi con la que se expresa la proporción áurea)

Construcción de los rectángulos dinámicos

Del cuadrado ( es el rectángulo donde la relación entre sus lados es raíz de 1=1) obtenemos todos los rectángulos dinámicos mediante simples operaciones geométricas, por ejemplo el rectángulo de proporción raíz de dos se construye a partir del cuadrado llevando la diagonal sobre la prolongación de su base.

Si los lados del cuadrado miden 1 su diagonal (según el teorema de Pitágoras) medirá raíz de (1

2+12)= raíz de 2 , por lo tanto el lado mayor del rectángulo obtenido mide raíz 2 y el menor 1, con lo que la relación lado mayor/lado menor es igual a raíz de 2.

Si abatimos la diagonal del rectángulo raíz de dos sobre la prolongación de su lado mayor obtendremos el rectángulo cuya relación entre lados es raíz de 3.

rectángulos

La construcción del rectángulo áureo es análoga a las anteriores pero en lugar de abatir la diagonal del cuadrado, lo que se hace es dividir el cuadrado en dos y abatir la diagonal de una de las mitades sobre la base del cuadrado. Esta diagonal mide (teorema de Pitágoras)

imagen 2

El rectángulo resultante tiene el lado menor que mide 1 y el mayor que mide :

formula aurea

Por lo tanto la relación lado mayor/lado menor es Phi(proporción aúrea). Esta es una de las formas de calcular el valor de la proporción áurea.

rectángulo aúreo

Divisiones internas de los rectángulos

Los rectángulos dinámicos expresan equilibrio, estabilidad, armonía etc. , de una forma más nítida que los estáticos. Tanto en un tipo de rectángulos como en el otro se puede establecer divisiones internas del espacio que nos ayuden a obtener composiciones gráficas armónicas de forma sencilla y eficaz. La utilización de leyes geométricas puede ayudarnos a crear la estructura básica de la página y a facilitar la localización de centros de interés y encontrar distribuciones armónicas de los diferentes elementos.

Estas divisiones son eficaces pero no obligatorias el diseñador puede, en función de su capacidad, usarlas de forma estricta o de una manera más libre, es decir realizando divisiones siguiendo su instinto y no tanto las reglas de la geometría y de las proporciones.

Los rectángulos podemos dividirlos mediante sus diagonales en dos, en cuatro o en ocho rectángulos más pequeños todos ellos proporcionales al original.

También podemos usar la ley de la diagonal y su perpendicular que nos permite diferentes divisiones, o podemos obtener el cuadrado del que deriva el rectángulo obteniendo así interesantes estructuras internas.

imagen 3

Como ejemplo de aplicación práctica de estas divisiones y de la situación de los elementos de una composición podemos ver los siguientes ejemplos:

Tamaños de papel normalizados

El formato de papel es la base sobre la cual el diseñador gráfico desarrolla la mayor parte de su trabajo por eso es muy importante que conozca además de las proporciones, divisiones y estructuras internas de los rectángulos, las diferentes medidas en las que se comercializa y utiliza el papel. Puede erróneamente pensar que este tipo de conocimientos técnicos no deben importar al artista, pero la creatividad ha de estar continuamente relacionándose con la técnica y las normalizaciones y el diseñador ha de utilizarlas y aprovecharse de sus posibilidades. El uso de cualquier clase de elemento normalizado abaratará los costes de producción y el creativo aún utilizando elementos normalizados ha de ser capaz de diferenciar su trabajo del de los demás.

Los tamaños de papel normalizados que se utilizan hoy en día son los ISO que son los mismos que los establecidos por las normas DIN alemanas en 1922 y que fueron sucesivamente aceptados por diferentes países, entre ellos España en 1947. Las normas DIN alemanas en lo referente a tamaños de papel se basan en los siguientes principios para definir el tamaño de la hoja base o formato básico:

  1. El formato básico u origen es un rectángulo de 1 m2 de superficie y cuyos lados guardan una relación lado mayor/lado menor igual a raíz de 2 (por lo tanto se trata de un rectángulo dinámico). De estas dos condiciones se obtiene que los lados miden 1189x841mm. Estas son las medidas del formato básico de la llamada serie A que recibe el nombre de A0.
  2. Todo formato se obtiene del formato inmediatamente superior doblando este a la mitad por su lado más largo. Los formatos resultantes reciben el nombre de su serie seguido de un número que indica el número de veces que ha sido doblado el formato básico para obtenerlo.
  3. Los formatos son todos proporcionales entre sí, es decir la relación entre los lados es siempre raíz de 2.
  4. Los formatos múltiplos se obtienen uniendo dos formatos inmediatos inferiores por el lado mayor.
formatos iso

A parte de la serie A existen otras series de tamaños normalizados las series B, C y D . Estos formatos tienen unos lados cuyas longitudes son las medias geométricas de los lados de los formatos contiguos. La serie B es intermedia de dos formatos de la serie A ( el B4 es la media de un A3 y un A4), la series C y D son intermedias de un formato de la serie A y otro de la serie B ( el C4 es la medias de un B4 y un A4; el D4 es la media de un A4 y un B5). Por lo tanto las series B y C para el mismo numeral son mayores que la serie A y la serie D para el mismo numeral es de tamaño más pequeño que la serie A.

formatos iso
Tamaños en mm de los formatos DIN series A y B
Serie ASerie B
A0 1189X841B0 1414X1000
A1 841X594B1 1000X707
A2 594X420B2 707X500
A3 420X297B3 500X353
A4 297X210B4 353X250
A5 210X148B5 250X176
A6 148X105B6 176X125
A7 105X74B7 125X88
A8 74X52B8 88X62

Tamaños de papel clásicos

Además de los tamaños normalizados tratados anteriormente, aún se pueden encontrar en las imprentas y tiendas especializadas tamaños de papel que se han venido usando tradicionalmente que en el caso de España serían:

Tamaños básicos en cm.
77X110 y 77X55GRAN CICERO
70X100 y 70X50CICERO
64X88 y 65X90DOBLE MARCA MAYOR
64X44 y 65X45MARCA MAYOR
56X88DOBLE COQUILLE
56X44COQUILLE
50X65CARTULINA

Doblando el Marca Mayor o el Coquille (según el caso) sucesivamente se obtienen los siguientes tamaños o formatos que tienen la siguiente nomenclatura.

32×22FOLIO
22X16CUARTO FOLIO
16X11OCTAVO ESPAÑOL
22X28HOLANDÉS COMERCIAL
22X14MEDIO HOLANDÉS

Además de los expuestos existen otros muchos formatos que son de uso más o menos habitual como el Carta, Tabloide, Sobre Americano y otros.